Qué instrucciones se requieren?

Por Iva May el 9 de marzo de 2020

Moisés entrega a Israel el calendario anual de celebraciones que seguirán cuando entren a Canaán. Estas celebraciones requieren el sacrificio de cientos de animales que no tienen defectos. ¿Dónde obtendrán estos errantes del desierto un número tan vasto de animales?

Finalmente, el Señor le da a Moisés una última instrucción: “Haz la venganza de los hijos de Israel contra los madianitas; después serás recogido a tu pueblo” (Núm. 31: 2).

Un ejército de doce mil hombres marcha contra los madianitas y los destruye. Balaam, el adivino pagano, muere por la espada de Israel, e Israel se apropia de la gran riqueza de los madianitas: personas, animales y joyas de oro.

El Señor da dos instrucciones con respecto al saqueo:

  • El Señor le ordena a Moisés que mate a todos los hombres y todas las mujeres que no son vírgenes, ya que ” He aquí, por consejo de Balaam ellas fueron causa de que los hijos de Israel prevaricasen contra Jehová en lo tocante a Baal-peor, por lo que hubo mortandad en la congregación de Jehová” (Num. 31: 16).
  • El Señor divide el saqueo entre los que lucharon y los que permanecieron en el campamento. Cada grupo debe apartar una ofrenda al Señor y una ofrenda a los sacerdotes.

La batalla de Israel con los madianitas les proporciona más animales de sacrificio de los que requiere el calendario anual. Esta escena revela una verdad que corre a lo largo de la Biblia: Dios da instrucciones que requieren la actividad de Dios. La obediencia siempre precede a la iluminación y provisión.

La primera historia de este tipo que revela esta verdad ocurre en el jardín del Edén, cuando Dios le dice a Adán: “No es bueno que el hombre esté solo. Le haré un ayuda idónea para él” (Génesis 2:18). Entonces Dios ordena  a Adán nombrar a los animales. Después de esta obediencia, Adán se da cuenta de que no tiene un compañero complementario. Dios lo pone a dormir y crea a Eva de una de sus costillas. Las instrucciones de Dios siempre requieren fe y obediencia. Dios es bueno. Solo hace el bien.

Preguntas de la lectura de hoy (Números 30: 1-31: 54):

¿Qué revela la división del botín de guerra acerca de Dios y la comunidad?

¿Cómo se incluyeron los levitas en la división del botín de la guerra?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: