Comunicación en masas

La Biblia Cronológica de One Year®, RVR1960 (Tyndale, 2013), 26 de febrero

Dios es el gran organizador. La creación revela sus habilidades organizativas a medida que Él forma los cielos y la tierra y luego los llena de vida. A lo largo del proceso, Él crea sistemas (sistema solar, sistema ecológico, sistemas reproductivos, sistemas biológicos) que ha sostenido durante miles de años.

El Señor le dio a Israel varios sistemas durante su primer año mientras acampaban en el Monte Sinaí: los sistemas de sacerdocio levítico y sacrificial; saneamiento y sistemas dietéticos; sistema judicial, social y moral; y todo el espíritu cultural de Israel. Nuevos sistemas para un nuevo pueblo.

Mover 2.5 millones de personas a través del desierto requiere otro sistema. El Señor también da un sistema para eso.

El Señor comienza con un censo: “Tomad el censo de toda la congregación de los hijos de Israel por sus familias, por las casas de sus padres, con la cuenta de los nombres, todos los varones por sus cabezas.”(Núm. 1: 2). Él le dice a Moisés que designe a un hombre de cada tribu para que lo ayude a contar a toda la comunidad por sus clanes y familias. El Señor le pide a Moisés que haga un estandarte para cada tribu y ubique a cada tribu en un lugar específico alrededor del perímetro del Tabernáculo de Reunión.

En Números 10, el Señor introduce un sistema de anuncios con trompetas. Cuando suenan dos trompetas, toda la comunidad debe reunirse ante Moisés en la entrada del Tabernáculo de Reunión. Al sonido de una trompeta, la comunidad se prepara para moverse, y al sonido de la segunda trompeta, las tribus que acampan en el este deben partir. Sus instrucciones subsiguientes dan otras señales diseñadas para comunicar diferentes instrucciones a toda la comunidad. Organiza a su pueblo como un ejército listo para avanzar desde Egipto a la Tierra Prometida, utilizando sus sistemas para la disciplina y la dirección.

Cada sistema que Dios le da a su pueblo le comunica su dirección, revela su cuidado y protege a su nación del caos de las naciones que los rodean. Su sencillo sistema de convocar y agrupar a su pueblo funciona eficazmente durante cuarenta años, ya que la comunidad se mueve casi cincuenta veces en el desierto.

Pregunta de la lectura de hoy (Levítico 27: 1-34; Números 1: 1-54):

¿Qué revelan las leyes que regulan las ofrendas cuando se hacen votos acerca de los votos?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: